Somosdepor.com

Los fichajes del Dépor

Antaño, cuando no se hablaba de mochilas ni bandos, el Dépor era uno de los grandes agitadores del Mercado. Ha llovido mucho desde entonces, por lo que hacemos un repaso a las últimas inversiones y el resultado de cada una de ellas para los intereses herculinos.

El fichaje más caro de la historia del Deportivo fue el de Sergio González. El centrocampista, procedente del Espanyol, tenía por aquel entonces 25 años y el Dépor pagaba 2800 millones de las antiguas pesetas (algo así como 16.8 millones de euros) y firmaría por ocho temporadas. Con un rendimiento excepcional, siendo uno de los héroes del Centenariazo y consiguiendo la Supercopa ese mismo año, el catalán estuvo a seis partidos de llegar a los 300 partidos como blanquiazul y abandonó el club tras 9 temporadas. Con el club herculino Sergio llegó a la selección Española (jugando en once ocasiones) y es uno de los referentes de la gloriosa época de Champions del Deportivo.

La segunda gran inversión en la historia blanquiazul fue Albert Luque. 15 millones de euros, el traspaso de Turu Flores y la cesión de Pandiani llevaron. El de Terrasa, que ya había debutado con la selección Española despuntaba en el club Mallorquín y buscaba un conjunto Champions para dar un salto en su carrera y el Dépor se convertía en la opción idónea. Era la temporada 2002-03 y Luque vivió unos primeros años muy bonitos en Coruña, siendo recordado por aquel sublime zurdazo a la escuadra de Dida en la famosa remontada al Milán. Años después, el Dépor empezaba a desinflarse por sus problemas económicos y Luque abandonaría Coruña por unos 14 millones de euros destino Newcastle. Sigue siendo un jugador muy querido por la afición así como el propio jugador manifiesta abiertamente que sigue siendo un deportivista más.

En el puesto de bronce aparece Diego Tristán, uno de los tres mejores delanteros en la historia del Deportivo. El de la Algaba también hizo escala Mallorca-Coruña y Lendoiro pagaría entorno a unos 2400 millones de pesetas (14.4 millones de euros) gracias a que Florentino Pérez arrebatase la presidencia a Lorenzo Sanz, con quien el Mallorca y el representante del Sevillano tenían un acuerdo si el Presidente del Real Madrid repetía candidatura. Un delantero único e irrepetible, capaz de hacer goles propios de los más grandes y capaz de conquistar los feudos más legendarios. Al virtuoso delantero siempre le acompaño la rumorología por su tendencia a la vida nocturna, lo que le creó problemas con parte de la grada. Llegó a ser titular en el Mundial de Corea y Japón, pero una inoportuna lesión frente a Paraguay le apartaba del mundial. En 2006 abandonaba Coruña por la puerta de atrás para volver a Mallorca, enfrentando a seguidores y detractores. Pasado el tiempo, Tristán es uno de los jugadores referencia en la época de ensueño del Deportivo y sus goles se siguen visualizando por Youtube. Pasarán muchos años hasta que el Dépor vuelva a tener un delantero con la mitad de calidad de Diego Tristán.

En cuarta posición aparece el argentino Aldo Pedro Duscher, por el que Lendoiro pagaría en torno a unos 2040 millones de pesetas (unos 12 millones de euros). Con el Dépor llegó a disputar más de 150 partidos y conseguiría una copa y dos Supercopas. Al terminar contrato en 2007 y tras siete años con el cuadro herculino, el argentino se enrolaría con el Racing de Santander. El mediocentro siempre fue un buen jugador de equipo y muy cumplidor, un centrocampista de corte defensivo pero con muy buen trato de balón y llegó incluso a jugar con su selección.

En quinta posición aparece uno de los grandes “fiascos” del Deportivo. 10 millones de euros más la cesión de Jesús Muñoz y el traspaso de David Pirri llevaban al Toro Acuña del Zaragoza al Deportivo. El paraguayo nunca llegó a cuajar y su nivel no se acercó al mostrado en la capital maña. Fue cedido al Al Ain y al Elche hasta que el Dépor  en 2006 le rescindió el contrato, no exento de polémica ya que los Gallegos alegarían ineptitud sobrevenida, que más tarde un juez desestimaría y el cuadro gallego tuvo que indemnizar al centrocampista.

En sexta posición aparece Jorge Andrade por el que el Dépor pagó 10 millones de euros más el pase de Nuno (valorado en torno a los 3 millones).  En séptima aparece Roy Makaay, por quien se desembolsaría una cantidad en torno a los 1350 millones de pesetas, (8.1 millones de euros). En octava aparece el primer fichaje de la “transición”. Andrés Guardado llegaba a la Coruña tras ser arrebatado cuando el PSV lo daba como hecho procedente del Cruz Azul. El Dépor desembolsaba unos 7 millones de euros por el primer gran fichaje tras la época más gloriosa de su historia y supondría un gran estímulo para la afición, que llevaría a 4000 personas a su presentación. 

Deja un comentario

shop giay nuthoi trang f5Responsive WordPress Themenha cap 4 nong thongiay cao gotgiay nu 2015mau biet thu deptoc dephouse beautiful

A %d blogueros les gusta esto: