“Vísperas de derby, naciendo somosdepor.com”

 CON RESPETO (1). Vísperas de derby, naciendo somosdepor.com

Faltan dos días para el derby. Vaya partidazo. Y mientras tanto, echa a
andar somosdepor.com.

1. Con respeto.

Hola a tod@s. Antes de nada. Hace algún tiempo, Javier Mosquera, me comentó que ponía a andar un “proyecto”
deportivista en internet. A Javier lo conozco desde hace tiempo. Es oyente de Onda Cero Radio. De Onda Deportiva, además.
Y también fue uno de los primeros que se unió a la familia de eldepor.com. Cuándo éramos una familia. Después, afortunadamente, la familia aumentó y aumentó.
Y cómo pasa por la red, en la qué hay mucho anónimo enredado, pues hasta se rompió y tuvo que recomponerse.

Bien. Pues eldepor.com, del que quiero acordarme, se diluyó en otro proyecto. Son tiempos duros para el euro y para sacar adelante
ideas en las plataformas de internet. Pero eldepor.com fue creciendo a base de tener una base sólida: la información y el intercambio de opiniones.
Yo también daba las mías, en un artículo que no tenía una frecuencia temporal. Pero tenía un estilo de juego claro: el del respeto.
Porque en este mundillo del periodismo, y aún encima, el deportivo, hay mucha pasión. Y la mecha suele controlarla el resultado. Fue siempre así, lo es y lo será.

Aunque desde entonces hasta ahora hemos cruzado, y digo hemos, porque aún sin practicarlo, debo decir que formo parte de la profesión, pues hemos cruzado la línea roja. Y estamos asentados en el todo vale.
Para mi no. Así me va. Aunque, últimamente, estoy en un proceso de “desintoxicación”, porque el todo vale intoxica a quiénes, ahí me incluyo, no le valen todo. Una cosa es saber quién fue Maquiavelo e incluso haber leído
“El Prícipe”. Otra diferente, en medio de la cultura de la picaresca que nos rodea, es ser maquiávelicos para obtener un minuto de gloria, sin medir en lo qué se escribe o cuenta.

Por eso, más que nunca, me propongo escribir con respeto. Cómo todo lo qué hago. En mi vida personal como en la laboral. Porque al lado de esta colaboración, a Dios gracias, hay un trabajo diario en
Onda Cero Radio A Coruña del que cobro y qué me da para llevar a casa el pan nuestro de cada día.

Con respeto.

2. Temporada.

Arrancamos en el ecuador de abril de 2012. A diez etapas para la meta final. Bien posicionados. Líderes. Con una renta importante. Y con, lo qué es mejor, la adaptación a la categoría y un equipo, qué ya lo es,
sabiendo a lo qué juega, con jugadores y entrenador implicados. Los resultados son eso, los resultados de lo anterior.

No hay que olvidar el pasado, aunque agua pasada no mueva molinos. Y del fútbol, además, se dice que no tiene memoria. Vales tanto cómo tu último resultado.
No se podría aplicar esto a este Deportivo. Porque ya casi todos nos hemos olvidado de las derrotas en Sabadell o Girona. Han sido oasis en medio de una segunda vuelta de campeonato tremenda en cuánto a números.
No voy a parar a analizar la temporada. Es el primer respeto. Aunque no olvidaré la imagen de, por ejemplo, Ernesto Bello, director Deportivo al acabar el partido contra el Celta. 2-1. Soplaba Ernesto. Y no lo hacía porque
el corazón aún diera muchos latidos por un final de partido apretado, con ese gol de Lassad, golazo, que devolvió al Deportivo la ventaja, tras el empate de Orellana. Aquella victoria significaba algo más de tres puntos.
Se le ganaba al Celta, con lo qué ello supone, pero también le daba al equipo y al deportivismo un plus de confianza muy necesario. Y es que dos semanas antes, ante el Girona, se leía una pancarta en Riazor que rezaba :”Nós vivimos 24 horas polo Depor. Vós nin 90 minutos”
Aquel día se ganó sufriendo por 3-2.
Y aunque tras el derby, el viaje a Elche se saldó con derrota, después llegó el despegue y una racha de 13 victorias seguidas, basada, también,
en unos cuántos cambios en el once, en el que ya se afianzaron Juan Domínguez por Jesús Vázquez y Zé Castro por Aythami.

3. Derby.

Acabo. Creo que va a ser un partidazo. El momento de los dos equipos así lo exige. El Celta tiene que ganar y el Deportivo no sabe jugar a poner el autobús.
Es cierto que, con Oltra, tanto en Murcia como en Valladolid, el equipo salió a buscar un punto. Y lo consiguió dejando la portería a cero.
En esta ocasión, y dada la puntería del Celta, equipo máximo goleador de la categoría, lo qué tengo claro es que el derby no se va a quedar sin goles.

Ojalá que gane el Deportivo. Claro qué sí. Y a partir de ahí… Eso sí, espero que se quede a cero el registro de heridos. Porque este derby está muyyyyyy calentito.
La repetiré una vez más. Partido de Riazor. Domingo, 13 de noviembre. Zona de la Calle Gran Canaria. Autobuses del Celta que se quedan descolgados en los semáforos. Aficionados, dentro, que provocan a la gente que vamos por la calle.
Y la imagen de un aficionado del Deportivo, con cara tapada, lanzando una piedra que rompió una luna e hirió a uno de los ocupantes. Fue uno de los ejemplos de esa falta de concordia que aún padecemos.

El viaje a Vigo se ha organizado de aquella manera. Ninguna empresa de autobuses, ahi la demagogia de los periodistas, se ha arriesgado a contratar un viaje. Y eso que los tiempos no van cómo para dejar de hacer negocios.
Pero vale más tener los autobuses bien para los servicios del lunes, que con desperfectos internos que no paguen las aseguradoras, ya ni hablo de los externos, y tener que incumplir con esos servicios del día a día.
Digo demagogia de los periodistas, porque deberíamos saber lo qué hablamos y escribimos cuándo se lanza la queja o el titular.

En fin, el tiempo confirmará si toca hablar sólo en las crónicas de lo qué se haga en el verde. Ojalá.

Alberto Gómez Barros
Onda Cero Radio Coruña
También en www.somosdepor.com

Anuncios

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »
A %d blogueros les gusta esto: