Espiando al rival: Córdoba C.F.

El equipo andaluz llega al partido de mañana jugándose la vida. Todo lo que no sea una victoria, será un fracaso para el Córdoba, que actualmente cierra la clasificación con 18 puntos.

En una situación similar a la que vivió el Deportivo hace dos años con el despido de Jose Luis Oltra y la dimisión de Domingos Paciencia, el conjunto blanquiverde afronta el tramo final de la competición, ahora con nuevo inquilino en el banquillo. Tras haber empezado la temporada con el ‘Chapi’ Ferrer y después de consumarse la destitución de Miroslav Djukic, ahora es José Antonio Romero el encargado de dejar la nave en buen puerto, tarea que está resultando complicada para la ‘cenicienta’ de la categoría.

Hasta la fecha el Córdoba únicamente ha conseguido sumar 18 puntos. Uno de ellos -y ya con Djukic en el banquillo- llegó en 11ª jornada en el Nuevo Arcángel frente al Dépor. En aquella ocasión a los de Víctor Fernández se les hizo el partido cuesta arriba desde el principio. La expulsión por doble amarilla de Hélder Postiga marcó una noche llena de ocasiones para los locales, que, sin embargo, no fueron capaces de rematar la faena. Gracias a un penalti parado por Fabricio Agosto, los coruñeses no se vinieron de vacío de tierras andaluzas. Aquella igualada (0-0) podría permitir al Dépor hacerse con el golaverage, importante de cara a este tramo final de la liga, en caso de vencer mañana en Riazor.

Para este choque el Córdoba no contará con los servicios de su máximo goleador, el argelino Nabil Ghilas, que se cae de la lista según confirmó el propio técnico, por falta de compromiso. Esta ausencia equilibrará un poco la balanza, ya que el Deportivo tampoco podrá disponer de sus dos ‘hombres-gol’, Lucas Pérez y Cavaleiro, que se pierden el partido por acumulación de tarjetas. Quien si visitará mañana el estadio de Riazor será el mediocentro Bruno Zuculini, por quien los deportivistas pujaron fuerte hasta el último día de mercado. El argentino, uno de los culpables de la derrota del Córdoba ante el Atlético al regalar un balón a los 5 minutos de partido, ya había viajado a la ciudad herculina esta temporada, pero como jugador del Valencia C.F y sin llegar a jugar ni un sólo minuto.

Después del vital duelo de mañana, los blanquiverdes deberán salvar otras muchas ‘match-ball’ si quieren aspirar a competir en la máxima categoría el próximo año. Así pues, sus siguientes rivales serán el Elche, el Villarreal y el Athletic. Junto con el de este miércoles, estos partidos determinarán el futuro de los cordobesistas.

Anuncios

Deja un comentario

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies
Translate »
A %d blogueros les gusta esto: